Conocimiento: El cúmulo de datos adquiridos por una persona, a través de sus experiencias vividas y vivenciales.... sabiduría : se logra, sometiendo éstos a la comprobación practica de la vida !!!
(Comente, y razone nuestros artículos con sus autores...luego, comparta-los.)
Actualmente nos leen en:
Alemania, Francia, Italia, España, Canadá, E.E.U.U., Argentina, Brasil, Colombia, Perú, Ecuador, Uruguay, Bolivia y Chile.

CÓMO AFECTA EN LA EDUCACIÓN EL MAL USO DE INTERNET

Reflexiones En Torno Al Fomento Lector

Paola Tapia López

Profesora Educ. General Básica Mención lenguaje

Máster en Investigación de la didáctica de la lengua y la literatura

Doctora en Investigación de la didáctica de la lengua y la literatura

Los nativos digitales están entre nosotros. Su hábitat natural es la red. Desde que nacieron gatearon directamente hacia el computador y ahora representan a la generación de la simplificación. ¿Significa esto un problema para los futuros profesionales o, al contrario, es un adelanto?

La tecnología está inmersa en todos los aspectos de nuestra vida, nos acerca a los amigos, proporciona comodidad y nos abre un mundo que, años atrás, era inimaginable. Sin embargo, entre los jóvenes parece tener el efecto contrario.

Nadie duda de la importancia de las TIC en todos los ámbitos de nuestra sociedad. Nadie duda por tanto, de la necesidad de la extensión de las nuevas tecnologías al ámbito escolar. Éstas pueden suministrar medios para la mejora de los procesos de enseñanza y aprendizaje, para la gestión de los establecimientos escolares y para la comunicación con las familias.

Pero la mera presencia de un computador conectado a internet en clase no garantiza un adecuado aprovechamiento del mismo, pese a que sus posibilidades sean infinitas. Partamos de la premisa de que las TIC no tienen efectos mágicos sobre el aprendizaje, ni generan automáticamente nuevos saberes.

Se puede pensar que los errores en el enfoque de la cuestión parten de dos direcciones distintas: el profesorado y el alumnado. De un lado de la escasa preparación del profesorado y su resistencia a un cambio metodológico más acorde con los tiempos  y por otra del hecho de que los alumnos, aunque más hábiles desde el punto de vista cibernético, identifican un computador  tan sólo con el ocio, ya que lo utilizan solo jugar o chatear, y no como un instrumento de trabajo.

Un mal uso de internet en clase puede derivar en distracciones y dispersión del alumnado que a veces se dedica a jugar en vez de trabajar. Ello es debido a que la navegación por los atractivos espacios de internet, inclina a desviarse de los objetivos de su búsqueda. Se pierde entonces mucho tiempo en realizar las tareas y se divaga. Por este motivo, para no perder tiempo el profesor ha de planificar escrupulosamente las clases: tareas, tiempos, agrupamientos, proceso de trabajo y evitar así la improvisación en el aula.

Además hemos de contar con el hecho de que no todos los alumnos saben buscar con criterio en Internet el exceso de información disponible, su dispersión y presentación atomizada, falta de método en la búsqueda pueden provocar una sensación de desbordamiento que bloquee el trabajo intelectual. A ello hemos de sumar el hecho de que circulan por Internet informaciones no fiables y de escasa calidad, por ser éstas parciales, superficiales, equivocadas, obsoletas o descontextualizadas. Por ello es preciso enseñar al alumno a seleccionar con criterio la información y a filtrar las fuentes fiables.

Investigaciones que se han hecho sobre el uso de internet, se relacionan en torno a las Redes Sociales, ya que son el principal factor que influye en el mal uso de esta herramienta. 

Así lo demuestra un estudio realizado por la University College London que reveló que el uso de las redes sociales disminuye la capacidad de comprensión de lectura de textos de más de tres páginas. De 100 jóvenes investigados, el 40% entrega respuestas breves e incompletas. Universia habló con dos expertos, quienes analizaron el tema y coinciden en que el fondo del asunto radica en la utilización y no en la herramienta propiamente.

En tanto, Julio Esteban Toro, psicopedagogo de la Universidad Mayor, opina que “las redes sociales están jugando un rol importante en las comunicaciones entre los jóvenes. Lamentablemente, entre ellos se está produciendo un fenómeno de la creación de un código que, de una u otra manera, atenta contra el dominio y el desarrollo del idioma. Por lo tanto hay un alteración en el conocimiento de la lengua materna, lo cual perjudica el desarrollo académico, cognitivo, la ampliación de su vocabulario y, por ende, los niveles de comprensión de todos aquellos elementos que se le van a requerir en su establecimiento educacional y posteriormente en la universidad”. 

Si bien la tecnología propicia el desarrollo, la enorme cantidad de información a la que estamos expuestos resulta abrumadora para un joven que tiene la posibilidad de comunicarse por medio de un mensaje de texto de 50 caracteres. Al respecto, Toro agrega que “el manejo de este código juvenil obedece a una forma rápida de comunicación y, por ende, ellos buscan las estructuras más simples, inclusive con alteración de ellas y, por consiguiente, el aprendizaje está siendo fuertemente impactado de forma negativa”.

Con él, coincide el director del Departamento de Sociología de la Universidad de Chile, Claudio Duarte, quien afirma que “lo que está produciendo hoy día un problema de comprensión lectora, es que la entrega de la información es capsulada. Quienes la presentan a través de los medios de comunicación, lo hacen en pequeñas entregas que no permiten hacerse una idea global de aquello que se está informando. Entonces tenemos una información segmentada, fragmentada y muy dirigida”.

Los primeros resultados del Sistema de Medición de la calidad de la Educación en Chile (SIMCE), demostró que uno de los principales problemas de los niños y jóvenes era que no tenían una lectura comprensiva.  “No estamos hablando del Internet, estamos hablando de un párrafo de un texto de su libro de clase. Ahí yo creo que como sociedad, nos hemos despreocupado de formar buenos lectores. No hablo de la cantidad sino de la calidad de su lectura, la comprensión y el uso que hacen de aquello que leen”, concluye el sociólogo. 

Los futuros profesionales se están formando con la cultura de la abreviación y de la misma forma que reciben la información, la transmiten. Es por eso que los expertos recomiendan que desde la casa y la escuela debe haber un acompañamiento para darle a la red un uso propositivo, que no genere dependencia ni reducción de la comprensión social, sino mas bien que se potencien las distintas actividades que los sujetos están desarrollando.

El dato más destacable es que las universitarias destinan la mitad del día a algún tipo de actividad ajena a los estudios, relacionada con estos medios. El celular, las redes sociales, ver la televisión y leer revistas es lo que más afecta a su rendimiento académico. Por su parte, escuchar música y leer la prensa repercutieron positivamente sobre los resultados.

El principal problema es que estos hábitos impiden el normal desarrollo de sus funciones como estudiantes, como es asistir a clase, no realizar en casa las tareas necesarias para el estudio, y no descansar adecuadamente.

A tenor de las circunstancias, resulta un poco difícil que los profesores puedan hacer algo para reducir la presencia de las redes sociales en el aula, por lo que una recomendación que portan los investigadores sería la de integrarlas dentro de la actividad docente; aprovechando su potencial para mejorar la comunicación entre profesores y alumnos, fomentar las interacciones en torno a cuestiones académicas y las distintas asignaturas.  

Por otra parte, en lugar de intentar prohibir su uso, se podría aceptar la situación como algo normal, y, de un modo muy cuidadoso, intentar concienciar de que son muy útiles, pero es importante atender en clase y desconectar un poco de la actividad social.

En sí mismas, las redes sociales no son malas, y pueden llegar a ser beneficiosas para cultivar la amistad, estar al día de lo que hacen tus amigos, y pertenecer a grupos con gustos e intereses parecidos a los nuestros.

Existen diversos peligros en las redes sociales los cuales son menos difundidos, ya sea porque se manifiestan de manera más sutil o porque son menos nocivos. Algunas organizaciones como “Generaciones Interactivas”, especializadas en el estudio de los usos que los más jóvenes hacen de internet, previenen en algunos de sus informes sobre la relación entre uso de las redes sociales y rendimiento escolar. Se señala que 4 de cada 10 adolescentes reconoce que estar conectados a redes sociales les resta tiempo para estudiar.  Además, los adolescentes que utilizan redes sociales tienen un menor índice de lectura y le conceden menos valor entre sus opciones de ocio hasta el punto de relegarla al nivel de obligación, en lugar de considerarla un placer.

Las redes sociales no son negativas en el ámbito escolar, sin embargo, un uso descontrolado de las mismas puede incidir en un menor rendimiento escolar y este derivar en malas notas y el temido fracaso escolar.

A grandes rasgos, el uso que hace un adolescente de internet puede ser problemático cuando el número de horas de conexión afecta al correcto desarrollo de su vida cotidiana, causándole, por ejemplo, estados de somnolencia, alteraciones en su estado de ánimo o una reducción significativa de las horas que dedica al estudio o a otras obligaciones. Además, una escasa atención por parte de los padres puede dejarles vía libre para acceder, sin ningún control ni vigilancia, a determinadas páginas inadecuadas para su nivel de madurez. Si disponen de esta herramienta en casa y éste no tiene activados los filtros que limiten el acceso a determinadas páginas de información, los niños y adolescentes pueden encontrarse, accidental o intencionadamente, contenidos, servicios y personas no siempre fiables ni aptas para su edad. Para finalizar hago un llamado a los jóvenes Que tenga responsabilidad acerca de lo que hacen, que piensen que son lo suficientemente maduros y racionales para saber que les conviene y que no.

Recuerda que puedes seguirnos en facebook:

Déjanos tu comentario:

Su dirección de correo electrónico no será publicado.

*

Sé el primero en comentar

sertikex-servicios-informáticos www.serviciosinformaticos.cl