Quién soy Yo y para qué vivo???, intentar una respuesta a estas interrogantes, nos ayuda a reconocernos...
Actualmente nos leen en: Alemania, Francia, Italia, España, Canadá, E.E.U.U., Argentina, Brasil, Colombia, Perú, Ecuador, Uruguay, Bolivia y Chile.

DONALD TRUMP ES PELIGROSO

Guilmo Barrio Salazar, corresponsal en Georgia, EE. UU.

 

La candidatura a la presidencia estadounidense, desde el año pasado, se ha visto envuelta en una gran controversia.  Por un lado, la pobre calidad de los candidatos del Partido Republicano; y, por otro, el Partido Demócrata, con sólo dos candidatos con posibilidades, uno de ellos de 74 años de edad, Bernie Sanders; y la otra, una mujer, Hillary Diane Rodham, que por tratarse de una candidatura presidencial, ahora utiliza el apellido de su esposo, Bill Clinton, que fuera presidente de esta nación.  Pero,  ¿está dispuesto este país machista, a aceptar ser gobernado por una mujer?  Esa es la gran interrogante.

 

Lo que verdaderamente ha llamado la atención, no sólo en los Estados Unidos de Norteamérica, sino que también alrededor del mundo, es el multimillonario, que por 4 veces se ha declarado en bancarrota: Donald Trump. Este candidato, que jamás formó parte del Ejército, La Marina, ni de la Fuerza Aérea, y habla de guerras; además, es la primera vez que se envuelve en la política nacional. Ha conquistado una gran parte de la población republicana, aunque de una forma increíblemente fuera de las normas socio-económica-administrativas, que es lo que generalmente le interesa a la ciudadanía.

 

Podemos ver, que Donald Trump le ha tocado las venas a la terrible ansiedad, que la clase trabajadora está sintiendo sobre su situación actual en este país; donde el nivel de pobreza llega al 11% de la población anglosajona, o blanca, al 24% de la población negra, y al 22% de la población latina radicada en esta nación de las “oportunidades”.

 

Los discursos políticos de Donald Trump están infectados de racismo contra los inmigrantes, de odio contra los musulmanes, y de violencia contra los opositores a su candidatura. Esta actitud, está fomentando, una vez más, una desigualdad social, la que Martín Luther King, Jr. luchó tanto por erradicarla, a través de las marchas por los Derechos Civiles en esta nación.

 

La presidenta del Sindicato Internacional de los Empleados de Servicios, Mary Kay Henry, ha señalado públicamente: “Si Donald Trump es electo presidente del país, estaremos viviendo una experiencia política sumamente peligrosa, porque este candidato está rompiendo todo el sentido de que la nueva generación obtenga un futuro digno”. Un multimillonario, sin sentido común, es lo que realmente ha cautivado los medios de comunicación, porque en realidad, lo negativo es lo que vende.

 

Lo que en realidad atrae a millones de seguidores de Donald Trump, es que los hace sentirse cómodos con sus prejuicios, y no lo ven como algo ilegal.  Si a través del “populismo” utilizado en sus discursos, escuchan al millonario decir que construirá un muro, para evitar el paso de los mexicanos, le creen que así se hará, sin pensar en los costos que eso significará para el presupuesto nacional.  Cuando escuchan al candidato decir que deportará a todas las personas indocumentadas que se encuentran en el país, también le creen que así se hará, sin pensar en el perjuicio que eso significa para la nación, porque se eliminarán los trabajadores agrícolas del país; se eliminarán los trabajadores de las fundiciones de metales a nivel nacional; también se eliminarán los trabajadores de los mataderos de ganado y de los pollos; además, se eliminarán los trabajadores de las lavanderías comerciales; como también los trabajadores que hacen la limpieza, tanto en hogares como en hospitales y en los hoteles del país; y se eliminarán los trabajadores de la construcción en general, tanto de casas, edificios, y carreteras, porque no hay ciudadanos estadounidenses que se dediquen a esa clase de trabajos, por ser mal pagados, inseguros y estar expuestos al calor insoportable del verano y al crudo frío del invierno.

 

Todos aquellos grupos extremistas que sólo actuaban a escondidas, ahora, han salido a la luz pública apoyando la candidatura de Donald Trump, además de multiplicarse nacionalmente, incluso utilizando las vías cibernéticas, desde donde hacen llamados a los “arios puros” por medio del Ku Klux Klan (KKK), demostrándose con esto que el odio, el racismo, la discriminación y el extremismo, están nuevamente proliferando gracias a este candidato republicano. Después de haber tenido por 8 años en la administración, a un presidente de “raza negra”, regresa a la sociedad estadounidense, el sentimiento anglosajón, que nunca ha dejado de existir.

 

Gracias a Donald Trump, los neo-nazis, el KKK, los anti-gobierno y los racistas, de nuevo han salido a flote y ahora se están propagando a través de los 892 grupos activos existentes en todos los Estados de esta nación.  Aquel 41% del año 1995, de toda la población norteamericana que estaba preocupado de que el racismo fuera un serio problema nacional.  En la actualidad, esa preocupación que se sufría décadas atrás, ha aumentado al 52% de la ciudadanía.

 

Debemos ir más allá de un “buen gobierno”, en lo que se refiere a la administración nacional, porque una Democracia real no debe tener como objetivo fomentar la construcción de grandes fortunas personales, o masivos beneficios para la industria y las corporaciones privadas que “compren” las elecciones, y dicten las leyes a seguir, porque de esa forma, nunca se logrará revertir la desigualdad extrema que se está viviendo. La falta de igualdad racial, sólo refleja un legado multi-generacional de discriminación y requiere una intervención gubernamental para continuar con programas, con proyectos y con leyes que protejan la igualdad ciudadana. Nuestra cultura política, ha interiorizado en los ciudadanos, la clásica justificación para la injusticia social y económica.

 

Como pueden ver, el reto que tiene Donald Trump es enorme, si llega a ser electo presidente en Noviembre próximo, para no continuar dividiendo las clases sociales, porque esa división imposibilita lograr lo que el pueblo realmente se merece en una nación desarrollada, como los Estados Unidos.

Recuerda que puedes seguirnos en facebook:

Déjanos tu comentario:

Su dirección de correo electrónico no será publicado.

*

Sé el primero en comentar

sertikex-servicios-informáticos www.serviciosinformaticos.cl