«La paz es hija de la convivencia, de la educación, del diálogo. El respeto a las culturas milenarias es hacer nacer la paz en el presente». Rigoberta Menchú, activista por los derechos indígenas.

Actualmente nos leen en: Francia, Italia, España, Canadá, E.E.U.U., Argentina, Brasil, Colombia, Perú, México, Ecuador, Uruguay, Bolivia y Chile.

CRONISTAS DE ÑUBLE

Fernando Arriagada Cortés

Investigador y escritor.

Fue una iniciativa del profesor y estudioso de nuestros mapuches Ziley Mora y su esposa Birgit Tuerksch, quienes apoyados por entidades estatales y particulares, convocaron a una cincuentena de personas que anhelaban conocer mejor las técnicas de la escritura para poder mejorar sus textos en un sistema denominado ontoescritura, es decir, re escribir desde el ser, en un proceso de sanadora liberación de conflictos del ayer. En motivadoras actividades semanales fuimos conociendo y reconociéndonos como personas dispuestas a escribir, algunos por primera vez, en un ambiente de confianza y amistad. Fueron sesiones motivadoras, gratas, amables y de valiosa inter comunicación, que nos dejó a todos la agradable sensación de habernos regalado un tiempo para nosotros, para crecer y mejorar nuestros trabajos, tal como lo testimoniaron varios asistentes.

Fruto de este proyecto felizmente realizado, fue la publicación de un trabajo de recopilación de lo logrado y el cual vio la luz en abril pasado en Chillán. En una sobria y digna publicación de 166 páginas aparecen muchos de los alumnos – escritores de Birgit y Ziley reflejando con gran honestidad lo aprendido en esta verdadera escuela de la memoria. Dividido en 12 capítulos que nos hablan sucesivamente de mi barrio, un día de infancia, mi educación, personajes, telas y prendas de antaño, impresiones del vivir, historias de trenes, de varia invención, tiempos finales, cronistas de Bulnes, relatos de niños rurales y Chile inicia un despertar, conforman los temas tratados en el intensivo curso.

Llama la atención la variedad de edad de los asistentes, desde escolares adolescentes hasta personas de avanzada edad, como también las profesiones y oficios tan diversos de todos, sus sensibilidades, sus percepciones sociales de todos los momentos que han vivido, como también su notable interés de aprender para ser mejores, para recordar con diversas emociones situaciones del ayer, algunas no superadas y en fin, entrando al alma de cada cual, quienes, desde sus profundas vivencias se atrevieron a re significar su pasado, encontrando su daimon perdido.

También llama la atención la forma literaria de expresarse, en donde el relato es vivencial mediante crónicas principalmente, pero también con poesía, cartas, cuentos, que van entregando una valiosa variedad literaria digna de destacar.

Cabe señalar que hubo un taller en Bulnes y otro en una escuela rural de Coihueco que también forma parte del libro en donde aparecen trabajos de niños de apenas 9 años. Toda un encomiable trabajo de este dinámico matrimonio de maestros comprometidos con el tema ontoescritural.

Nos llamaron positivamente la atención el poema de la señora María Rosario Rubilar, como también las sensibles crónicas de las señoras Carmen Serrano y Brunilda Sepúlveda, don Alonso Herrera y de Juan Carlos Olmedo, todas personas mayores y comprometidas con el oficio de escribir.

Agradecemos a Ziley y Birgit esta oportunidad de mejorar nuestros trabajos escriturales y de seguir conociendo personas que también escriben y forman parte de los cronistas de Ñuble, en un esfuerzo por dejar en el papel sus vivencias, sus percepciones de la vida, entregadas con esfuerzo y cariño por el idioma. Valga como colofón a esta crónica, el testimonio del joven Emilio Mellado Cáceres quien anota: “ser cultores de nuestras propias vivencias, rememorar el pasado, evocar memorias felices, manifestar logros ontológicos; son algunas razones por las cuales me siento feliz y orgulloso de haber participado en esta iniciativa tan propicia en tiempos de tanta agitación. Agradezco a todas las personas involucradas en la creación de esta escuela y valoro profundamente la complicidad de grupo humano que se formó, esperando de corazón, que en un futuro no muy lejano podamos seguir compartiendo y haciendo arte”.

Recuerda que puedes seguirnos en facebook:

Déjanos tu comentario:

Su dirección de correo electrónico no será publicado.

*

Sé el primero en comentar

sertikex-servicios-informáticos www.serviciosinformaticos.cl