Urgente, la humanidad merece y necesita vivir mejor!
Indispensable y, tambien urgente, cambiar el modelo de desarrollo ultra capitalista por una más integralmente humano y solidario!!!
Actualmente nos leen en: Francia, Italia, España, Canadá, E.E.U.U., Argentina, Brasil, Colombia, Perú, México, Ecuador, Uruguay, Bolivia y Chile.

El quillay y la vacuna

Sofía Valenzuela Aguila

Doctora en Bio-química. Investigadora Centro de Biotecnología. Universidad de Concepción.

El quillay (Quillaja saponaria), árbol endémico de nuestro país y que se encuentra en los bosques esclerófilos y templados de la zona central del país, adquirió especial atención durante el año pasado por sus ya conocidas características. El interés no es reciente, hace años que esta especie ha sido estudiada por el contenido de saponinas en su corteza y hojas, un compuesto químico usado por la cosmética, farmacéutica e incluso la industria cervecera por su capacidad de producir espuma. Conocido era el quillay por los mapuches, quienes sabían de sus beneficios y lo empleaban como jabón, así como para tratar algunas enfermedades. Las saponinas tienen diferentes aplicaciones en el área farmacéutica, siendo una muy relevante como adyuvante en vacunas (ayuda a introducir el antígeno en la célula), en especial en la vacuna Novavax, iniciativa EEUU-Sueca. En Chile, empresas como Desert King, se dedican a realizar extractos a partir de corteza y hojas, los que son procesados en el extranjero para ser usados como adyuvantes en esta vacuna.  Dado su relevancia y potencial uso, ya hay iniciativas de contar con plantaciones comerciales de quillay en el extranjero y aumentar aquellas existentes en el país.

Pero esta historia no es nueva. Desde el inicio de nuestra historia nacional hemos sido productores de materia prima a partir de nuestros recursos naturales. Primero vinieron en busca de oro, encontraron cobre y otros minerales, luego fue el salitre, el carbón, uvas, manzanas, kiwis, arándanos, celulosa, litio, salmón y la lista continúa. ¿Por qué en tantos siglos seguimos haciendo lo mismo? Si bien podría ser una buena noticia que una empresa chilena exporte un compuesto químico de gran utilidad, la fórmula sigue y repite la larga historia de exportaciones de materias primas a partir de recursos naturales y con bajo retorno social.

En el caso del quillay, debemos sumar a su vez la carencia de la firma de nuestro país al Protocolo de Nagoya, cuyo objetivo es “es la participación justa y equitativa en los beneficios que se deriven de la utilización de los recursos genéticos…” Por tanto, seguimos regalando nuestros recursos genéticos sin recibir retribución alguna por ello. Uno de los tantos ejemplos es lo que ocurrió con la rapamicina, un inmunosupresor comercializado en el mundo que fue aislado desde un hongo (Streptomyces hygroscopicus) presente en la Isla de Pascua, por científicos que pasaban sus vacaciones en la isla. Chile al no ser parte del Protocolo, no puede acceder a parte de los beneficios obtenidos, a pesar que el recurso, era al menos de los pascuenses, y de paso de todos los chilenos. 

Hoy estamos en una etapa crítica del ideario e identidad nacional, empujada por una profunda crisis institucional acelerada por un gobierno muy poco respaldo ciudadano. ¿Qué país queremos post pandemia y crisis? ¿qué rol queremos que juegue la ciencia, los científicos y científicas en la nueva constitución? Quizás parte de la respuesta vaya por empezar a proteger nuestros recursos naturales y el medioambiente, apoyar a la I+D en las regiones donde se encuentren estos recursos, fomentar la investigación conjunta con las comunidades locales y apostar al desarrollo y elaboración de servicios y productos en los territorios, para que beneficios como los derivados desde el quillay y otros no tengan que dar la vuelta larga de ser exportados para volver en forma de medicamento o jabón premium.

Recuerda que puedes seguirnos en facebook:

Déjanos tu comentario:

Su dirección de correo electrónico no será publicado.

*

Sé el primero en comentar

sertikex-servicios-informáticos www.serviciosinformaticos.cl