«Nuestro país requiere sumar voluntades tras el logro de cambios significativos en la sociedad. Todos los estamentos públicos y sociales, deben cambiar: egoísmo por solidaridad,  crecimiento por desarrollo, Compromiso por la displicencia y la apatía,…  Sumando a ello una visión integral de ciudadanía , la sabiduría por la ignorancia,  unidad por sobre dispersión«

Actualmente nos leen en: Francia, Italia, España, Canadá, E.E.U.U., Argentina, Brasil, Colombia, Perú, México, Ecuador, Uruguay, Bolivia y Chile.

ECONOMÍA LOCAL RESILIENTE

Carlos Bonifetti Dietert

Ingeniero C. Mecánico UdeC. Ambientalista.

Foodtopía es “un proyecto de economía local resiliente” que pretende aunar producción agrícola, transformación y distribución de alimentos en la geografía de un barrio; con el objetivo de reducir el precio actual de la alimentación y sus efectos colaterales directos e indirectos a la mitad, a través de una drástica reducción del consumo de energía a lo largo de la cadena de producción alimentaria.

La amenazante crisis climática, la desigualdad, la escasez de recursos energéticos, el crecimiento demográfico está motivando la creatividad para desarrollar nuevos emprendimientos de acuerdo con los tiempos que corren. Es así como en Murcia, España, se ha desarrollado un nuevo e ingenioso concepto para la generación, preparación y distribución de alimentos: el Proyecto Foodtopía, cuyos principios fundacionales obtenidos desde su sitio Web, están expresados en el recuadro superior.

Las dificultades que está enfrentando la sociedad actual a nivel mundial han llevado a Foodtopía a elegir la acción contra la ‘vulnerabilidad agrícola’ como herramienta resiliente ante ‘una inminente discontinuidad en nuestro actual estilo de vida’. Para ello han desarrollado un cambio de modelo alimentario, planteando que: El alimento es un bien esencial y universal -aún pendiente de democratizar-  y verdadero motor de la exclusión social. Queremos transformar un mundo en el que el 60% de las patologías sanitarias dependen de la baja calidad de la ingesta, lo que produce un gasto sanitario insostenible. Una comida responsable del 40% de las patologías climáticas y del 30% del consumo mundial de energía, mayoritariamente de origen fósil”[1].

Jesús Pagán [2], co-fundador y CEO de Foodtopía, fue invitado a la Cumbre del Clima #COP25 en Madrid, donde sostuvo en su discurso de presentación que…«Es posible ofrecer platos saludables y sostenibles a precios justos, y podemos al mismo tiempo reducir el impacto ambiental de nuestra alimentación.  Esto puede comprobarse en todas las tiendas Foodtopía, agregando además ‘la ineficiencia del sistema de alimentación es responsable del 54% de las emisiones mundiales de CO2, en consecuencia, “es imposible avanzar contra el cambio climático si no arreglamos primero nuestro sistema alimentario”».

La experiencia que han adquirido en la cocina-comedor “Foodtopía 1800WATT Murcia” demuestra que se trata de un proyecto viable técnica y económicamente, y que sus productos tienen una gran demanda y aceptación por parte de los clientes. Así han conseguido el objetivo de dar de comer un plato equilibrado, gastronómicamente correcto, y de baja huella  por el precio de 1Euro.

A raíz de ello están planificando la expansión del modelo, con la apertura de nuevos puntos de elaboración de comida Foodtopía y el establecimiento de una logística de abastecimiento de materias primas, que asegure el suministro de ingredientes de producción local y facilite el trabajo en las cocinas. La tecnología desarrollada se adapta a las necesidades de cada barrio/ciudad, ajustando la capacidad y las recetas a las demandas locales, teniendo en cuenta los principales valores de una nueva sociedad más justa y equilibrada.

¿Cómo es posible vivir en sociedades que consumen el equivalente a los recursos de varios planetas como la Tierra? No es aceptable que la alimentación tenga una la huella ecológica tan grande. Estamos consumiendo los recursos que necesitarán nuestros nietos para alimentarse y sobrevivir. ¿Qué queremos dejar a nuestros hijos?

Para ellos, en Foodtopía, el problema está claro:… «Estamos ante una crisis sistémica, donde el principal protagonista es “la ineficiencia del sistema alimentario”. Un sistema alimentario donde su coste más los efectos colaterales es superior al presupuesto de las regiones, es el máximo responsable de la alteración del clima, y el mayor exponente de la exclusión social».

¿Cómo se ha llegado hasta acá? En 1859 se descubrió el petróleo y la población mundial aumentó de 1.800 millones a los 7.900 millones de la actualidad. A partir de los años 50 se produjo algo diferente a los últimos 650.000 años: la gran aceleración. Este crecimiento exponencial ha supuesto un consumo diario de petróleo de 7,5 kg/ persona, algo completamente insostenible en plena “punta del petróleo” (Peak Oil) [3].

Y esta crisis alimentaria también está afectando a Chile, por supuesto, es cosa de observar al salir a la calle la epidemia de obesidad que estamos padeciendo. Algo tenemos que hacer, y con urgencia, para aumentar la eficiencia energética en la producción de alimentos y la calidad de nuestra alimentación: una opción es replicar el modelo de Foodtopía. Otra es -¿y por qué no? paralelamente- aplicar los conceptos de la Economía a Escala Humana de Manfred Max Neef.

IMAGEN: “El efecto Séneca. Por qué el declive es más rápido que el crecimiento”[1]

FUENTE DE IMAGEN:  https://foodtopia.eu/

REFERENCIAS:

[1] https://laventanaciudadana.cl/el-efecto-seneca/

[2] https://laventanaciudadana.cl/la-crisis-alimentaria-mundial-que-se-avecina-aprender-de-la-gran-hambruna-irlandesa-parte-1-4/

[3] https://foodtopia.eu/wp-content/uploads/2016/08/informe-foodtopia-project-compressed.pdf

[4] https://www.worldometers.info/es/poblacion-mundial/#:~:text=Poblaci%C3%B3n%20Mundial%3A%207.8%20Billones%20de%20Personas%20(2021)%20%2D%20Worldometer

Recuerda que puedes seguirnos en facebook:

Déjanos tu comentario:

Su dirección de correo electrónico no será publicado.

*

Sé el primero en comentar

sertikex-servicios-informáticos www.serviciosinformaticos.cl