El Neoliberalismo, ante tragedias medio ambientales, prefiere cerrar colegios y no las empresas que contaminan, en definitiva, el Neoliberalismo valora más al empresariado que los niños, los colegios y la ciudadanía… Y, nosotros qué hacemos?
Actualmente nos leen en: Francia, Italia, España, Canadá, E.E.U.U., Argentina, Brasil, Colombia, Perú, México, Ecuador, Uruguay, Bolivia y Chile.

LA SOCIEDAD RED DE MANUEL CASTELLS (PARTE II)

Jonathan Marcial Mendoza

Licenciado en Derecho con Especialidad en Formación Docente

En la parte I, se mencionó que la obra Sociedad Red (1996) del español Manuel Castells (1942) presenta su visión, adelantado a su tiempo, sobre la sociedad en red traducida como estructura interactiva hacia la transmisión de la información que genera el conocimiento (desde una nueva visión crítica, con proyección en los campos sociales y culturales). Ahora, es momento de precisar la cultura de la virtualidad y la sociedad red.

¿Cuándo existe la cultura de la virtualidad? Tomando en cuenta que Internet nos da mayor facilidad y rapidez al acceder a cualquier información, de cualquier tema en segundos; la cultura de virtualidad es una continuidad a toda relación cara-cara mediante el uso de una red electromagnética, que puede generar nuevas relaciones -virtuales en este caso, pero con lazos que demuestren una identidad propia. Ésta genera una posibilidad de crear comunidades virtuales que pasan de la realidad a lo informático. Castells juzga que en la sociedad, se desarrollan a través de movimientos sociales, pero enfocándose en temas culturales que dan libertad de opinar, de hacer llamados a la población para cooperar en determinadas causas y, por lo tanto, recurrir a estos espacios en la red como una forma de comunicación difusora.

Luego, entonces, por cultura de la virtualidad, hace significado que la interacción social esté ligada con las comunidades virtuales y es, el Internet, como dicho instrumento para desarrollar los comportamientos en la sociedad red que son apropiados en lo digital y, por tanto, se amplifican y se potencian a partir de lo que son. En síntesis, no es Internet lo que modifica el comportamiento, sino que es ese comportamiento, el que cambia el modo de empleo en esas comunidades.

Recordando que Castells, al momento de publicar su libro, ya nos estaba anticipando los efectos sobre dicha cultura de la virtualidad; específicamente en los ámbitos tanto sociales como políticos del mundo; los cuales utilizarían el Internet como una forma privilegiada de acción y de organización para una reivindicación a la legitimidad. ¿Hasta qué punto sería benéficos para ellos? Se conceptualiza que Internet, les sea una poderosa herramienta fundamental donde comparten, en la sociedad red, los movimientos que realicen para su mejor difusión sin excluir los rubros culturales o valorativos.

Hasta este momento, el autor español nos muestra, también en su libro, cómo dichas tecnologías suelen, algunas ocasiones, no adaptarse a la población en su totalidad; sino es la misma sociedad quien adapta hacia las necesidades colectivas a elección propia de los usuarios, en cómo consumir las tecnologías y con qué intención. No obstante, se deben abrir otras opciones con dirección al mayor número de difusión entre nosotros como sociedad que somos. Lo cual se resume en cuatro vocablos: cultura de la virtualidad.

El Internet vino a convertirse en un sistema tecnológico que transfigura profundamente la cultura y se actualiza conforme la población vaya indicando los cambios que se deben adecuar al entorno donde se vive; ya que aumentan las comunidades virtuales donde los recursos multimedia enlaza los medios audiovisuales de los impresos y que son aprovechados por mercados, intereses o capacidades interactivas.

Finalmente, Castells quiere presentar en de Sociedad Red cómo el Internet ya constituye, en términos actuales, una sociedad que expresa los procesos, intereses, valores e instituciones aceptados por la propia comunidad poblacional y se permiten el desarrollo de nuevas formas de esas relaciones sociales. Además, Internet, no es simplemente una tecnología más como los inventos que ha realizado el hombre; más bien es otro medio de comunicación de difusión masiva, que constituye un nuevo paradigma socio técnico. En lo que respecta a las redes sociales, es un efecto multiplicador que interviene una compartición de intereses, preocupaciones o necesidades que tratan de romper aislamientos que suelen aquejar a la gran mayoría de las personas y busca una pluralidad que conjuga a una especie de fuerza de grupo, que genera vínculos afectivos o de negocios.

Recuerda que puedes seguirnos en facebook:

Déjanos tu comentario:

Su dirección de correo electrónico no será publicado.

*

Sé el primero en comentar

sertikex-servicios-informáticos www.serviciosinformaticos.cl