La dignificación de la ciudadanía,construyendo su constitución es un buen camino a la libertad y justicia que necesitamos.
Actualmente nos leen en: Francia, Italia, España, Canadá, E.E.U.U., Argentina, Brasil, Colombia, Perú, México, Ecuador, Uruguay, Bolivia y Chile.

De crisis y violencia neoliberal

Danny Gonzalo Monsálvez Araneda

Doctor en Historia. Universidad de Concepción.

Antonio Gramsci señala que una crisis (de autoridad) no es otra cosa que la pérdida de legitimidad de la autoridad, la cual ya no es más dirigente, sino dominante; además tiene muchas manifestaciones, es decir, no es solo económica, política, moral o cultural. En todo ese proceso se intensifican ciertos fenómenos, mientras que otros se han vuelto inoperantes. En consecuencia, la crisis es ese momento en el cual lo viejo no termina de morir y lo nuevo no ha terminado de nacer y en medio de todo ese proceso, se expresan los fenómenos más diversos.

En vista de lo anterior, se puede señalar que lo que está aconteciendo por estas horas en nuestro país, no se reduce solamente a un factor, como es el alza del metro, aquello es simplemente la expresión de un fenómeno mayor, más profundo, y que tiene que ver una sociedad cansada, fastidiada y violentada hasta el hartazgo.

Al respeto Tony Judt señala que “algo va mal” en la sociedad, donde es posible apreciar una riqueza privada versus una miseria pública que se representa en la brutal desigualdad económica, la cual se expresa, por ejemplo, la criminalidad, los trastornos mentales, la inseguridad económica, las deudas, los miedos e inseguridades y la angustia. Lo peor de todo esto es que la desigualdad ha sido presentada como una condición natural de la vida, por lo tanto, es poco lo que se puede hacer. A partir de lo anterior, el discurso del crecimiento económico, que beneficia(ría) a todo ha terminado por servir desproporcionadamente a una minoría y precarizar a una inmensa mayoría que vive endeudada o enferma. Allí está esa vida de espejo, ese juego de máscaras expresado en el consumo, placer y hedonismo que nos ofrece el modelo y que ha terminado por crear una sociedad superficial y liquida como diría Bauman.

El progresivo enfado y malestar ciudadano tiene que ver con un modelo que ha instituido un tipo de sociedad y persona donde lo central, siguiendo a Moulian, es la construcción de un “ciudadano credit-card” y donde las relaciones sociales están cosificadas. A partir de lo anterior se consolida la naturalización de lo social, el individualismo y con ello el conformismo generalizado de vastos sectores de la población, dispositivos que de una u otra forma aseguran la reproducción del modelo neoliberal en su faceta cultural.

Por estas horas el escenario parece tener un giro o un punto de inflexión. Las actuales protestas han movilizado a importantes sectores de la sociedad, que de manera espontánea e inorgánica han logrado despertar de la hegemonía neoliberal o sacudirse del “peso de la noche” para desafiar e interpelar a quienes directa e indirectamente han administrado el modelo y todo lo que ello ha provocado de manera sigilosa y subterránea (abuso, exclusión, violencia), muchas veces no visible y en otras intencionadamente oculta desde los 90 en adelante. En ese sentido, el malestar de la población no es simplemente por mayores accesos a lo material o dinero, tiene que ver como mejor calidad de vida personal, laboral y en comunidad y eso en los últimos años ha sido violentado de manera institucional.

Las movilizaciones han aumentado, la violencia de los primeros días ha disminuido y el Presidente en una actitud totalmente desconectada de la realidad ofrece, además de la presencia militar, un paquete de medidas que no apuntan al fondo del problema, más bien al “gatopardismo”, cambiar para permanecer o simplemente administrar el conflicto, salir de la coyuntura crítica y “chutear” el problema para más adelante.

En consecuencia, será tarea de la población permanecer alerta, crítica y movilizada, de lo contrario y como ha ocurrido en otras ocasiones, una parte importante de la dirigencia política terminará por imponer los cambios que ellos quieren.

Recuerda que puedes seguirnos en facebook:

Déjanos tu comentario:

Su dirección de correo electrónico no será publicado.

*

2 Comentarios en De crisis y violencia neoliberal

sertikex-servicios-informáticos www.serviciosinformaticos.cl