Los creadores e impulsores del Neo-liberalismo y sus cómplices activos y pasivos, son responsables del atentado del sistema frente a la humanidad y al Medio Ambiente.
Actualmente nos leen en: Francia, Italia, España, Canadá, E.E.U.U., Argentina, Brasil, Colombia, Perú, México, Ecuador, Uruguay, Bolivia y Chile.

¿HACIA DONDE IREMOS AHORA?

Carlos Bonifetti Dietert

Ingeniero C. Mecánico UdeC. Ambientalista.

Al término de la reunión parlamentaria del acuerdo de marras asistimos, a través de las pantallas de la TV, a un vergonzoso espectáculo cuasi farandulero, con todos, correligionarios y pseudo-adversarios abrazándose entre sí, como si Chile hubiese ganado una final de la Copa América. ¡Qué vergüenza! y, como broche de oro, postergando la segunda patita de la cueca para el mes abril, seguro que para resguardar sus inmerecidas vacaciones….“los perlas”, comenzando a sobarse las manos -como se leía con claridad en sus gozosos semblantes- vislumbrando temprana y ansiosamente que con el acuerdo cocinado a espaldas del pueblo conservarán sus inmerecidos privilegios. En todo caso, dado el conocido dicho “por sus obras los conoceréis”, era poco esperable un desenlace diferente.

Los parlamentarios, políticos profesionales atornillados en sus escaños, siguen en su limbo sin entender lo que viene sucediendo en nuestro país desde hace más de 40 años. Pero se equivocan rotundamente. No será tan fácil la salida de esta encrucijada, pues han cometido el craso error de dejar al cansado, atropellado y esquilmado pueblo chileno, fuera de participación en la construcción de la “Nueva Constitución.”

Podemos apreciar que prácticamente todas las ONG y organizaciones ciudadanas ambientalistas, muy afectadas, están alineadas en una sola voz, “fuerte y clara”, con mucho más claridad y fortaleza que la que espeta con insistencia nuestro presidente de la República: ¡esta movida es inaceptable, pobre medioambiente!;opinión unánime también de muchos gremios, centrales sindicales, organizaciones civiles, juntas de vecinos y corrientes de opinión ciudadana. Fue una maniobra vil de ‘gatopardismo’ puro y duro. “Que todo cambie para que todo siga igual”, según la famosa expresión del joven Tancredi, en la novela “El Gatopardo”

¿Hacia dónde vamos? Creo que hacia ninguna parte. Seguiremos navegando a la deriva, como en una embarcación sin timón (o con malos remeros y sin capitán), y sin respeto alguno por la Constitución de la República ni las Leyes. Con nueva Constitución o con la actual, todo seguirá más o menos igual, con el mismo o tal vez más exacerbado espíritu saqueador de nuestra Madre Naturaleza, expoliada y mancillada por parte de los conocidos de siempre, en pos de la ilusoria riqueza a alcanzar con las estupideces del ‘crecimiento’ y de la regulación de todo por ‘el mercado’,  postulados de este fracasado experimento del inefable alquimista Milton Friedman, el que le ofrecieron a Pinochet sus alumnos, los Chicago boys (que hace harto rato no dicen esta boca es mía); sí, el del premio aquel otorgado por el Banco de Suecia y engañosamente bautizado como Premio Nobel de Economía. Seguiremos así gobernados por el tradicional poder de la oligarquía que no ha dejado de ejercerlo desde la época del derrocamiento del Presidente Manuel Balmaceda.

Muy bien lo dijo nuestro anti poeta Nicanor Parra en su ilustrativo artefacto: “La izquierda y la derecha unidas jamás serán vencidas.” ¡Grande Nicanor, cuánta razón tuvo!

Recuerda que puedes seguirnos en facebook:

Déjanos tu comentario:

Su dirección de correo electrónico no será publicado.

*

Sé el primero en comentar

sertikex-servicios-informáticos www.serviciosinformaticos.cl