Nuestro aporte al desarrollo humano, depende de los niveles de conciencia, de los conocimientos y la sabiduría que invertimos en la vida diaria...
Actualmente nos leen en: Francia, Italia, España, Canadá, E.E.U.U., Argentina, Brasil, Colombia, Perú, México, Ecuador, Uruguay, Bolivia y Chile.

+ José Zalaquett Daher

Equipo laventanaciudadana.cl

Periodismo ciudadano.

El pasado sábado 15 de febrero, falleció en Santiago el destacado abogado y académico universitario José Zalaquett Daher.

Nacido el 10 de marzo de 1942, la vida de “Don Pepe” estuvo íntimamente ligada a la causa de los Derechos Humanos.

Estudió en el Instituto de Humanidades Luis Campino y en la Universidad de Chile. Militó en el Movimiento de Acción Popular Unitaria (MAPU) y bajo el gobierno del presidente Salvador Allende fue Fiscal de la Corporación de la Reforma Agraria.

Tras el Golpe de Estado de 1973, se unió al Comité Pro Paz formado por las diversas iglesias cristianas más la comunidad judía para dar asistencia jurídica y social a los prisioneros del régimen. Luego de la disolución del Comité por imposición de la Junta Militar, se integró a la Vicaría de la Solidaridad de la Iglesia Católica creada por el Cardenal Raúl Silva Henríquez y recorrió el país gestionando sentencias que permitieran sacar del país a los privados de libertad por la dictadura.

En noviembre de 1975, fue arrestado por la DINA y permaneció recluido en el recinto de Cuatro Álamos hasta abril de 1976. Dispuesta su expulsión, debió permanecer exiliado durante nueve años fuera del país, período en que integró el Comité Ejecutivo de Amnesty International.

Bajo el gobierno de Patricio Aylwin, integró la Comisión Nacional de Verdad y Reconciliación que dio origen al “Informe Rettig” y en 1999 formó parte de la Mesa de Diálogo sobre Derechos Humanos.

Su curriculum registra su membresía en la Comisión Interamericana de DD.HH. y la Codirección del Centro de DD.HH. de la Facultad de Derecho de la U. de Chile. Doctor Honoris Causa de la U. de Notre Dame y de la City University de Nueva York; Premio René Cassin 1998 de B’nai B’rith; el Premio Nacional de Humanidades y Ciencias Sociales (2003), el Premio Héroe de la Paz de la U. Alberto Hurtado (2006) y The Notre Dame Prize (2009).

Diagnosticado de cáncer y parkinson, dejó la actividad académica hace tres años, para permanecer con su familia y volcarse a sus pasiones por el arte, la música y la literatura.

“Hombre de buena voluntad”, jamás titubeó en hacer todo lo que fuese necesario para acudir en ayuda de aquellos que padecían persecución aunque ello le significara toda clase de sacrificios personales. Su mirada y su corazón siempre albergaron cabalmente su perdón hacia quienes incansablemente lo persiguieron con odiosa saña.

Frases destacables.

 “El gobierno militar tuvo a final de cuentas las mismas manos libres que si hubiera reestructurado los tribunales, con la ventaja de contar con un barniz de legalidad para sus medidas represivas”.

“La triste verdad es que, durante la dictadura, los jueces chilenos no estuvieron, salvo contadas y honrosas excepciones, a la altura de sus deberes”.

“Otra deformación todavía más grave, asimila el concepto de honor a un pacto de secreto y silencio entre cómplices. Es el perverso sentido de honorabilidad de las mafias, las policías secretas o las organizaciones terroristas”.

“La impunidad de crímenes atroces entre jefes y subalternos, lejos de ser honorable, se reduce a una mal entendida libertad entre co-partícipes”.

“En “El dinero de los demás” el personaje exalta las glorias del capitalismo. Lo considera el mejor juego del mundo y explica en qué consiste: “Gana el que tiene más plata al momento de morirse””.

“La filantropía no puede sustituir, sino solo complementar, la justicia social. ¿Cómo andamos por casa? ¿Algún asomo de que se comience a aceptar la idea de que morir (y vivir) aferrado a las riquezas es morir (y vivir) en desgracia?

Recuerda que puedes seguirnos en facebook:

Déjanos tu comentario:

Su dirección de correo electrónico no será publicado.

*

1 Comentario en + José Zalaquett Daher

  1. Ha partido a su viaje postrero con el deber cumplido un gran humanista, que trabajó, incansable, en defensa de las personas que vieron vulnerados los derechos humanos durante los largos años de dictadura.
    Hasta siempre Don José.

sertikex-servicios-informáticos www.serviciosinformaticos.cl