“Tienen la fuerza, podrán avasallarnos, pero no se detienen los procesos sociales ni con el crimen ni con la fuerza. La historia es nuestra y la hacen los pueblos.” Salvador Allende, 11 de septiembre de 1973.

Actualmente nos leen en: Francia, Italia, España, Canadá, E.E.U.U., Argentina, Brasil, Colombia, Perú, México, Ecuador, Uruguay, Bolivia y Chile.

El Parque Nacional Nonguén: ¿Un comienzo complejo?

Carlos Bonifetti Dietert

Ingeniero C. Mecánico UdeC. Ambientalista.

La Ex Reserva Forestal Nacional Nonguén ha sido designada oficialmente “Parque Nacional Nonguén” (PNN). La “joya de la naturaleza” de la Provincia de Concepción podrá ahora ser preservada mucho mejor que con su antigua condición legal. El hecho de ser Parque Nacional, no solo le otorgará una protección legal más efectiva a la unidad, sino que igualmente será una señal de compromiso para la conservación de la antigua biodiversidad representativa de la Cordillera de la Costa –perdida por actividades agrícola y silvícolas-, y el último remanente del bosque caducifolio de la Región del Biobío [1].

Podemos describir el ecosistema PNN como el último relicto natural y casi prístino, de relativa gran superficie (3.063 ha) y gran biodiversidad, con flora típica de bosque húmedo y fauna nativa, que queda en las cercanías de las comunas urbanas de Concepción. Limita con las comunas de Hualqui, Chiguayante y Concepción, y es la cuenca hidrográfica del Estero Nonguén, el que abastece de agua potable a la ciudad de Penco, a través de la empresa ESSBIO. 

Forma parte del proyecto ambiental “Territorio Nonguén” (TN) junto a humedales urbanos y lagunas de Concepción y las reservas naturales urbanas de Concepción, Chiguayante y Hualqui, que es administrado por la ‘Asociación de Municipalidades para la Preservación de la Biodiversidad del Territorio Nonguén’ [2]. Uno de sus objetivos del TN es definir y desarrollar un corredor biológico que permita el tránsito de la fauna nativa entre pequeños relictos de bosque nativo unidos desde San Pedro de La Paz, Hualqui y Chiguayante, incluyendo el Cerro Caracol y los  cerros aledaños  al campus de la Universidad de Concepción. 

El PNN es administrado por la CONAF [3] y cuenta con un Consejo Consultivo [4] , integrado por representantes de más de 20 instituciones de diversa índole y organizaciones sociales ligadas al desarrollo del sector del Valle Nonguén; entre ellas, el Cuerpo de Bomberos; ESSBIO; el Comité Nacional Pro Defensa de la Fauna y Flora (CODEFF); la ONG Aumén;  la Fundación Sendero de Chile; el Liceo Leopoldo Lucero, de Nonguén; y la Junta de Vecinos N°4 Redolino, de Hualqui. 

El actual Presidente del Consejo Consultivo es don Luciano Pérez Fuentealba, también presidente de CODEFF y el Vice-Presidente es don Rodrigo López Rübke. El desafío que tenemos con el flamante nuevo PN es, según Luciano Pérez,… “invitar a la comunidad a que se integre activa y comprometidamente  al desarrollo y a la consolidación protegida de esta área silvestre, ya que el PNN es un pulmón verde único que posee Concepción y su importancia radica en su capacidad de acumular enormes cantidades de  agua y de regular el clima de las comunas que lo rodean… y en ese sentido la ciudadanía debe tener protagonismo”, finalizó.

Cabe destacar que el PNN continúa en una situación de vulnerabilidad extrema ante la amenaza permanente de incendios forestales, como los que ya lo han acosado, debido a su cercanía a zonas urbanas y  plantaciones forestales, además por la tala furtiva de árboles nativos para hacer leña con ellos y la predación de perros vagabundos sobre la fauna autóctona. Una de las principales amenaza para el PNN está en los Planes Reguladores Comunales y Metropolitano (PRC y PMRC), actualmente vigentes, que destinan en los planos las serranías contiguas a áreas de expansión urbana. Lamentablemente el CORE –por desinformación u otras razones, aprobó la 11ª Modificación del PRMC, que mantiene inalteradas las situaciones de vulnerabilidad señaladas [5] [6].

La última amenaza que se cierne sobre el PNN –y no solo a él- es el proyecto “Línea de Alta Tensión Itahue-Hualqui”, de 220 kV y 318 km de longitud, entre las regiones de Maule y Biobío [7]. Esta línea pasaría por el lado occidental del parque a escasas centenas de metros de sus deslindes.

Todo lo anterior cobra máxima urgencia y relevancia para resguardarnos de los embates que estamos sufriendo por el cambio climático y la crisis hídrica, ambos ya irreversibles, a nivel regional, nacional y mundial.

Por último, es menester señalar un impasse –del cual surge el título de este artículo- entre el Consejo Consultivo de la ex RNN y CONAF-MOP por la imposición unilateral de un invasivo e inadecuado proyecto de un Centro de Información Ambiental (CIA) que dichas instituciones pretenden construir al interior del PNN, en el sector acceso desde el Valle Nonguén. Dentro del Consejo Consultivo hay una amplia, sólida y fundamentada oposición a dicho proyecto dado que su ubicación es totalmente inadecuada y contraproducente. 

No es que no sea necesario un centro con tal objetivo,  que tendría una inversión estimada del orden de nada menos que $ 3.000.000 millones, sino que el problema está en su mala ubicación, ya que el PNN es de bastante difícil acceso como para sacarle el máximo provecho posible en cuanto a la cantidad de visitantes -estudiantes, turistas y público en general-, que debiera recibir. Un “nido de cóndor” [*]  no es para nada adecuado como para construir tal centro. Lo que requiere un PN en su acceso es otro tipo de infraestructura, más simple, que sea camuflada en el paisaje natural y poco invasiva. Cuestión de analizar referencias de PN en el mundo y de aplicar el sentido común.

Una vez más, las tan mentadas y cacareadas “participaciones ciudadanas”, si bien son legales porque se hacen como lo manda la ley (hecha ex – profeso para que no resulte una participación real, efectiva y vinculante), se hacen en lo que podríamos definir como “seminarios (o talleres) embudo”, en los que por la boca ancha hablan y exponen los representantes de las instituciones acerca de la excelencia de sus proyectos y por el extremo opuesto escucha pasivamente la audiencia ante hechos consumados. Finalmente las opiniones u objeciones de los ciudadanos participantes, no son tomadas en cuenta, para nada.

Estamos frente a un caso como el genéricamente descrito. La CONAF y el MOP hicieron el proyecto a puertas cerradas, sin consultarle absolutamente nada al Consejo Consultivo el que como vemos, de “consultivo” solo tiene el nombre. Y lo mostraron en asamblea en dos o tres oportunidades sin recoger las numerosas objeciones de varios consejeros. El viernes 03 de septiembre, lo expusieron una vez más en el Salón de Honor de la Municipalidad de Concepción. Varios alcaldes estuvieron de acuerdo con el proyecto y nuevamente, y otra vez: las objeciones vertidas desde el público, incluyendo Concejalas y miembros del Consejo Consultivo, no fueron atendidas.

Referencias:

[1] https://laventanaciudadana.cl/reserva-nacional-nonguen-oportunidades-y-amenazas/

[2] https://www.chiguayante.cl/index.php/sala-de-prensa/673-presidencia-asociacion

[3] http://www.conaf.cl/parques/reserva-nacional-nonguen/

[4] https://www.conaf.cl/consejo-consultivo-de-la-reserva-nacional-nonguen-cuenta-con-nueva-directiva/

[5] https://laventanaciudadana.cl/vamos-a-ver-esto-del-core/

[6] https://laventanaciudadana.cl/contrapuntos-urbanos/

[7] https://www.diarioconcepcion.cl/ciudad/2021/05/25/ambientalistas-estan-en-contra-de-carretera-electrica-que-cruzara-biobio.html

[*]  N. del A.: Dícese de aquel lugar que es de difícil accesibilidad.

Recuerda que puedes seguirnos en facebook:

Déjanos tu comentario:

Su dirección de correo electrónico no será publicado.

*

1 Comentario en El Parque Nacional Nonguén: ¿Un comienzo complejo?

  1. Seamos claros, la participación ciudadana en Chile NO EXISTE ,al no existir no podrá ser vinculante. Lo que existe de participación es la mínima base que es la «participación informativa » y la información la entregan las autoridades .Es una «secuela-dictatorial del 73» .

sertikex-servicios-informáticos www.serviciosinformaticos.cl