La Filosofía y las Ciencias, deben estar presentes en nuestras vidas, sin perder su rigurosidad…hay que usarlas de modo cotidiano.
Actualmente nos leen en: Francia, Italia, España, Canadá, E.E.U.U., Argentina, Brasil, Colombia, Perú, México, Ecuador, Uruguay, Bolivia y Chile.

El presupuesto, por supuesto

De acuerdo a la normativa constitucional vigente, es deber del  Presidente de la República presentar anualmente ante el Congreso Nacional, el proyecto de Ley de Presupuestos iniciativa que  debe iniciar su tramitación a los menos con tres meses de anticipación al día en que debe entrar en vigencia. Su tramitación es muy especial, ya que el proyecto se estudia y revisa en el seno de una Comisión Mixta integrada por Senadores y Diputados. La Constitución establece que el Congreso no podrá ni aumentar ni disminuir la estimación de los ingresos fiscales hecha por el Ejecutivo y solo podrá reducir los gastos contenidos en el proyecto salvo los que estén establecidos en una ley permanente.

Como, además, los parlamentarios tienen expresa prohibición de dar curso a toda iniciativa que irrogue gasto público (en este campo, el Presidente tiene la exclusividad del manejo financiero del Estado) es evidente que cada  Ministro de Hacienda,  desde que asume su cargo se transforma, de hecho, en el personaje más poderoso del Gobierno conforme al tradicional dicho popular que afirma que “quien maneja la plata elige la música”.

Entonces, más allá de los discursos que afirman “los niños primero”, “adulto mayor protegido”, “mejoramiento de la educación en el aula”, etcétera, serán los números  y porcentajes que fluyan del análisis del proyecto de Ley de Presupuestos,  los que nos dirán dónde, en qué lugar,  efectiva y realmente, está el corazoncito de los gobernantes.

Aun cuando es difícil,  desde regiones, adentrarse por los vericuetos del trabajo del Ministro Felipe Larraín, hay muchas cosas que saltan a la vista. Por ejemplo, el aumento del gasto en educación es el menor en muchos años; hay una disminución cercana al 4% en recursos para la educación parvularia; hay una evidente priorización de recursos en favor de las instituciones privadas de educación en desmedro de las entidades estatales (como las recién creadas universidades de O´Higgins y Aysén).

Pero, hay tres temas que debieran llamarnos la atención.

Uno, que es evidente que la regionalización del país no está entre los temas que le quiten el sueño a las autoridades políticas. Los recursos destinados al Fondo Nacional de Desarrollo Regional presentan un incremento prácticamente nulo e incluso algunas regiones, como la Región del Bío Bío se ven claramente castigadas desde el nivel central. Muchos personeros, incluso cercanos al oficialismo, han atribuido la responsabilidad en esta materia simplemente a la ineptitud o falta de peso político de los Intendentes Regionales o a la carencia de compromiso fuerte de los parlamentarios con los territorios a los cuales representan pero la realidad es esa: también para este Gobierno,  Santiago sigue siendo Chile. Las desafortunadas declaraciones de la Ministra de Transporte en su mini visita a Concepción son el reflejo incuestionable de una autoridad que cree que su única responsabilidad es involucrarse día a día en el problema del Transantiago.

Segundo, como denunciara categóricamente el rector de la Universidad de Talca, Álvaro Rojas, si bien el Presidente Piñera ha dicho con insistencia que el tema de “la innovación y el conocimiento” es fundamental para el desarrollo del país, éste simplemente “no existe” en la ley de presupuestos. “Aquí hay dos formas de resolverlo: o somos honestos y lo sacamos del discurso o damos señales concretas de que el tema sí nos preocupa”. El país ha gastado ingentes recursos en el programa Becas Chile, elevando significativamente el número académicos y profesionales doctorados en el exterior, y hoy, al momento del retorno, deben cumplir tareas de menor nivel porque no se asignan recursos para que las instituciones correspondientes los acojan y ocupen su conocimiento. Precisa Rojas: Se creó un Comité de Gestión integrado por cinco rectores universitarios para trabajar esta  materia con el Mineduc pero  no se ha reunido nunca. Luego de ocho meses de Gobierno aún no se designan las Juntas Directivas de las universidades estatales establecidas por ley.

La guinda del postre, se encuentra en el caso del Ministerio de Ciencia y Tecnología. Mario Hamuy, Premio Nacional de Ciencias Exactas, con el respaldo unánime de la comunidad científica y académica nacional, luchó incansablemente por este proyecto hasta lograr su concreción legal. El pasado 18 de octubre, sorpresivamente renunció como presidente del Conicyt: El proyecto de presupuesto 2019 reduce en 32.000 millones de pesos los recursos para ciencia e investigación. Tras bambalinas, hay un proceloso mar de fondo. En un Gobierno tan aficionado a las fotos, las ceremonias y la imagen, la promulgación de la ley que creó el Ministerio no tuvo derecho ni siquiera a una ceremonia. Cuando nos acercamos a los 100 días, aún ni siquiera se vislumbra un eventual Ministro. Hamuy pidió un incremento de 10% del presupuesto para 2019, convino en un 6,5% con el ministro Gerardo Varela. Felipe Larraín tuvo la última palabra: CERO. “Queremos que el nuevo Ministerio sea una herramienta al servicio del país y que “no sea capturado por grupos de interés”, concluyó un decepcionado Hamuy.

En sucesivos gobiernos preocupados de la chuchoca cotidiana pero sin tiempo (¿ni inteligencia?) para comprender los desafíos de una sociedad del futuro, a este paso Chile se quedará definitivamente abajo del tren de la historia dedicado a faenar materias primas.

En 1975, un almirante (de cuyo nombre no quiero acordarme) fue nombrado Ministro de Educación. Interrogado acerca de  su visión sobre la investigación, la tecnología y el conocimiento,  fue muy parco y preciso: “¿Para qué queremos todo  eso? Que lo hagan otros… Después nosotros lo compramos”. Es el mismo criterio de quienes han querido suprimir la asignatura de Filosofía. A lo mejor,  ellos tienen razón y somos otros los equivocados.

Recuerda que puedes seguirnos en facebook:

Déjanos tu comentario:

Su dirección de correo electrónico no será publicado.

*

Sé el primero en comentar

sertikex-servicios-informáticos www.serviciosinformaticos.cl