El Conocimiento implica dolor, Este tipo de Dolor...Fortalece el Espíritu !!!
(Comente, y razone nuestros artículos con sus autores...luego, comparta-los.)
Actualmente nos leen en:
Alemania, Francia, Italia, España, Canadá, E.E.U.U., Argentina, Brasil, Colombia, Perú, Ecuador, Uruguay, Bolivia y Chile.
Ministro Burgos renuncia a la Cartera de Interior.

¿HACIA DONDE VAMOS?

Editorial

El Gobierno, durante esta última semana, sorprendió a todos con la renuncia del Ministro del Interior Jorge Burgos y la designación, del también DC Mario Fernández en su reemplazo. En un régimen presidencial como el chileno, un cambio de secretarios de Estado es algo connatural al sistema pero que, en este caso, resulta difícil de entender si no se logra tener claridad acerca de las nuevas líneas directrices, Las explicaciones conocidas resultan poco creíbles  y, por lo tanto, habrá que esperar el transcurso del tiempo para formarse un juicio más certero.

El “medio ambiente político” se ve bastante brumoso. Un gabinete desgastado, con bajo niveles de aprecio por parte de la ciudadanía. Un comité político que muestra permanentemente descoordinación, titubeos, carencia de líneas de trabajo. Una oposición que, pese a sus incesantes esfuerzos, no logra conquistar adhesión y está siendo manejada por intereses personalistas que más reflejan un propósito de aventura y de ambición que una oferta seria y responsable que se le ofrece al país. Un movimiento social que claramente se quedó en el pasado y cuya única forma de lucha son ya las tomas indefinidas, los paros por hartos días y los destrozos constantes a los bienes públicos y privados. Un empresariado quejumbroso, que sólo pide seguridades y garantías pero que es incapaz de ofrecer conductas éticas y transparentes que muestren su compromiso país.

Tener más autoridad, más eficiencia en el control del orden y de la delincuencia común, más claridad en los propósitos  de corto y de largo plazo, son exigencias que la comunidad hace al Gobierno y a la coalición política que lo sustenta. Eso no admite discusión, pero no basta.

Los propios estudiantes que se manifiestan en tomas y marchas cotidianas, expresan su cansancio y confiesan su incapacidad de controlar a las pocas decenas de encapuchados que, cobardemente, se infiltran en el mundo social con el propósito de generar caos. La inmensa mayoría del pueblo mapuche manifiesta estar abierta a soluciones políticas razonables que pasan por su reconocimiento como pueblo y por la recuperación de las tierras. Sin embargo, ni el Gobierno, ni la oposición, ni menos, por supuesto, las empresas forestales han mostrado tener la capacidad de abrir espacios a una solución, transformando así el conflicto en el caldo de cultivo de grupúsculos minoritarios cuyo camino es la agresión descontrolada y la provocación permanente.

En suma, se vive en el marco de una sociedad profundamente fragmentada cuyos actores de toda especie son incapaces de vislumbrar soluciones que respondan a los requerimientos básicos de una comunidad que si pretende subsistir civilizadamente deberá reorientar sus objetivos y entender que sólo una cultura solidaria permitirá salir adelante.

Recuerda que puedes seguirnos en facebook:

Déjanos tu comentario:

Su dirección de correo electrónico no será publicado.

*

Sé el primero en comentar

sertikex-servicios-informáticos www.serviciosinformaticos.cl