«Nuestro país requiere sumar voluntades tras el logro de cambios significativos en la sociedad. Todos los estamentos públicos y sociales, deben cambiar: egoísmo por solidaridad,  crecimiento por desarrollo, Compromiso por la displicencia y la apatía,…  Sumando a ello una visión integral de ciudadanía , la sabiduría por la ignorancia,  unidad por sobre dispersión«

Actualmente nos leen en: Francia, Italia, España, Canadá, E.E.U.U., Argentina, Brasil, Colombia, Perú, México, Ecuador, Uruguay, Bolivia y Chile.

LA INSUSTENTABILIDAD DE LA SUSTENTABILIDAD

Carlos Bonifetti Dietert

Ingeniero C. Mecánico UdeC. Ambientalista.

«La SUSTENTABILIDAD (o sostenibilidad) consiste en desarrollar las comunidades humanas de manera que su estilo de vida, sus negocios, sus estructuras físicas y su tecnología no interfieran con la capacidad inherente de la Naturaleza de generar y sostener la vida en el planeta».

Fritjof Capra

El discurso político actual no cambia mucho, en el amplio espectro que media entre el ‘extremo izquierdo’ y el ‘extremo derecho’, a pesar de las catastróficas evidencias de que estamos sufriendo grandes cambios planetarios destructivos que ya han entrado a etapas de irreversibilidad absoluta y tienen a la humanidad en caída libre (recomiendo visualizarla mentalmente como en ‘cámara lenta’) por el Acantilado de Séneca [1] [2].

Es así como seguimos oyendo y leyendo a diario acerca de conceptos falaces propalados por entidades y personas, principalmente de las esferas políticas y empresariales, que poco o nada saben de medioambiente y naturaleza en nuestro mundo, nuestra Madre Tierra. La Tierra en que vivimos es la Ñuque Mapu, la Pachamama, Gaia, como la nominó James Lovelock [3], en su libro GAIA – Una nueva visión de la vida sobre la Tierra (1979) [4] [5], en el que nos enseñó con su Hipótesis Gaia (junto a Lynn Margulis), cómo funciona la biosfera. Y  posteriormente complementó sus enseñanzas magistrales en otro libro: LA VENGANZA DE LA TIERRA – La teoría de Gaia y el futuro de la humanidad (2007) [6].

¿Qué podemos detectar en el empleo actual del concepto ‘Sustentabilidad’?, que simplemente se ha transformado en un dogma: “¡Es sustentable lo que yo digo que es sustentable… y punto!”, es lo que nos endilgan subliminalmente; no se puede discutir, ni rebatir, nada de eso. Como dogma, debe ser aceptado por todos ‘a fardo cerrado’. Y así tenemos diversas obras, emprendimientos, tendencias, etc., que se endulzan con el dogma: crecimiento sustentable, urbanismo sustentable, forestaciones sustentables, pesca sustentable, minería sustentable, etcétera. Es decir, prácticamente todo es sustentable.

Y este fenómeno lingüístico casi diabólico forma parte del manejo comunicacional propagandístico de los grandes grupos empresariales transnacionales que invaden continentes y países subdesarrollados subyugando y coludiéndose con sus gobernantes con el cuento de que la inversión extranjera es indispensable para alcanzar el desarrollo vía crecimiento.    

La sustentabilidad verdadera serásustentable (valga la redundancia) mientras cumpla con la simple definición conceptual que encabeza este artículo, la que repito a continuación:

«La SUSTENTABILIDAD (o sostenibilidad) consiste en desarrollar las comunidades humanas de manera que su estilo de vida, sus negocios, sus estructuras físicas y su tecnología no interfieran con la capacidad inherente de la Naturaleza de generar y sostener la vida en el planeta».

El modelo de desarrollo que necesitamos adoptar -y que es el que se está considerando en el diseño de la Nueva Constitución- debe ser sustentable,  con la menor degradación de los ecosistemas, según el concepto de Capra. Esto se refuerza con lo plateado por King A., Schneider B. en ‘La primera revolución global’. Informe al Club de Roma, 1991 [7] [8]: «La copia ciega por parte de los países en desarrollo del camino que ha tomado la economía occidental no es una estrategia viable, tanto desde el punto de vista de la ecología como por otras razones».

Es una responsabilidad compartida que requiere un progresivo aprendizaje para que todos los ciudadanos participen en su adecuada gestión, con la menor alteración posible de los ecosistemas, causando el menor impacto posible sobre el medio ambiente y el territorio, consumiendo la menor cantidad de recursos y energía y generando la menor cantidad posible de residuos y emisiones.

Debemos ser muy cuidadosos y responsables en el manejo de los conceptos y no conformarnos con utilizar expresiones sin profundizar, las que como hemos dicho, se están usando livianamente como meros eslóganes. Repetimos e insistimos: no basta decir “Desarrollo Sustentable” (o Sostenible) para saber qué estamos proponiendo o criticando. Ni siquiera basta con referirse a la conocida (y obsoleta) definición de la Comisión Mundial del Medio Ambiente y del Desarrollo (CMMAD): “Es el desarrollo que satisface las necesidades de la generación presente sin comprometer la capacidad de las generaciones futuras para satisfacer sus propias necesidades”. Esa definición es evidentemente antropocéntrica y sigue siendo ambigua pues permite que algunos confundan “Desarrollo” con “Crecimiento” y utilicen la expresión “Desarrollo Sostenible” (o Sustentable) en apoyo de sus políticas de “crecimiento sostenido y permanente”, algo absolutamente insostenible en un planeta finito.

Esta confusión inducida conduce a otros grupos a rechazar tal definición como “una nueva mistificación del Norte desarrollado para poder continuar con sus prácticas de crecimiento depredador e insolidario en el Sur subdesarrollado”. [9]

Resumiendo el concepto de sustentabilidad, “todo proyecto sustentable, responderá a las demandas sociales de su entorno, mejorando la calidad de vida de la población y asegurando la participación ciudadana en el diseño de las políticas de desarrollo futuro”. A contrario sensu, un proyecto no será sustentable si no cumple con las condiciones expuestas.

FUENTE DE IMAGEN: 

https://www.climate.gov/news-features/climate-qa/%C2%BFqu%C3%A9-evidencia-existe-de-que-la-tierra-se-est%C3%A1-calentando-y-que-los

REFERENCIAS:

[1] https://www.thinkinglab.io/2015/02/el-efecto-seneca-y-los-escenarios-del.html

[2]  https://www.youtube.com/watch?v=CPiW_ByBGts

[3] https://www.lavanguardia.com/cultura/20210908/7706273/padre-hipotesis-gaia-vuelve-100-anos.html

[4] http://mateandoconlaciencia.zonalibre.org/gaia.pdf

[5]  https://mon.uvic.cat/tlc/files/2016/06/GAIA-lovelock_margulis_gaia_2__contra-versus.pdf

[6] https://www.planetadelibros.com/autor/james-lovelock/000001899

[7] https://esdf.files.wordpress.com/2016/03/1_alexander-king_la-primera-revolucic3b3n-global-lanecesdidad-de-un-enfoque_nc2ba-7_editado.pdf

[8]https://www.abebooks.com/primera-revoluci%C3%B3n-mundial-informe-Consejo-Club/22550359133/bd

[9] https://www.manekenk.org.ar/sostenibilidad-o-sustentabilidad-la-importancia-de-clarificar-los-conceptos/

Recuerda que puedes seguirnos en facebook:

Déjanos tu comentario:

Su dirección de correo electrónico no será publicado.

*

Sé el primero en comentar

sertikex-servicios-informáticos www.serviciosinformaticos.cl