La ciudadanía debe avanzar hacia "Un razonamiento colectivo", fase superior del pensamiento individualista.
Actualmente nos leen en: Francia, Italia, España, Canadá, E.E.U.U., Argentina, Brasil, Colombia, Perú, México, Ecuador, Uruguay, Bolivia y Chile.

¿Qué es un taller?

Jonathan Marcial Mendoza

Licenciado en Derecho con Especialidad en Formación Docente

Desde México.

En los últimos tiempos, se ha replanteado la manera de encaminar el proceso de enseñanza-aprendizaje. Al principio, el docente es quien enseñaba cómo aprender. Pero conforme estamos más inmersos en la tecnología; el proceso del autoaprendizaje cobra vital importancia para poder estar a actualizados al instante. Por tal motivo, existen alumnos con curiosidades y necesidades propias de aprender cada día más dependiendo del conocimiento que resulte indispensable. De ahí la importancia de los talleres. Este artículo expondrá, de manera breve, que representan en lo pedagógico. 

Bautista (2005), en La autonomía del alumno en el aprendizaje. Reto del nuevo Modelo Educativo del IPN, sugiere replantear la función docente a la autonomía del aprendizaje, debido a que se requiere de una adecuada individualidad emocional, desarrollo de habilidades para el manejo de nuevos medios educativo y la construcción del aprendizaje por parte de los aprendientes. El docente asume rol de asesor y debe tener la oportunidad de aprender, mientras que el aprendiente asume el rol activo en el proceso enseñanza-aprendizaje. 

Un taller implica, como su nombre lo indica, el lugar donde se trabaja y se elabora. Es una forma de enseñar y aprender mediante la realización de algo. Se aprende desde lo vivencial y no desde la transmisión, predominando así el aprendizaje autónomo sobre la enseñanza. Se trata entonces de un aprender haciendo, donde los conocimientos se adquieren a través de una práctica concreta, realizando algo relacionado con la formación que se pretende proporcionar a los participantes. Constituye una metodología participativa, en la que se enseña y se aprende a través de una tarea conjunta. (A. Cano, La metodología de taller en los proceso de educación popular, 2012).

La utilización del taller tiene la intención de dar respuesta a preguntas planteadas en las consignas de trabajo, teniendo en cuenta la opinión de todos los miembros del grupo para llegar a una toma de decisiones colectiva. Además, según D. Gutiérrez (El taller como estrategia didáctica, 2008), debe promover el desarrollo de varios saberes: cognitivo, operativo, relacional (saber escuchar, planificar con otros, tolerar las opiniones de los demás, aprender a coordinarse con otros, tomar decisiones de manera colectiva, sintetizar, diferenciar entre información relevante y no relevante), por lo cual se transforma en un método de aprendizaje muy relevante para el desarrollo de competencias profesionales, ya que: a) se basa en la experiencia de los participantes; b) es una experiencia integradora donde se unen la educación y la vida; c) está centrado en los problemas e intereses comunes del grupo; d) implica una participación activa de los integrantes; y e) utiliza diversas técnicas, especialmente la discusión grupal. 

El asesor en un taller, debe promover y crea condiciones técnicas, emocionales, grupales y comunicacionales; para que circule, procese y desarrolle el aprendizaje. Para actuar como asesor, se necesita la adquisición de las herramientas en base a las condiciones antes mencionadas y fundamentalmente el saber escuchar lo que el otro necesita, con la posibilidad de anticiparse en el pedido y el ofrecer una respuesta que pueda ser escuchada. Debe conocer el contexto en el cual va a actuar, que está atravesado por elementos personales, institucionales, culturales y socio–económicos que determinarán su desempeño. El asesor debe estar atento a las ansiedades y defensas que se ponen en juego en toda situación de aprendizaje, la tolerancia del alumno de la posición de ignorancia, condición indispensable para adquirir nuevos saberes (R. Betancourt et al., El taller como estrategia didáctica, sus fases y componentes para el desarrollo de un proceso de cualificación en el uso de las tecnologías de la información y la comunicación [TIC] con docentes de lenguas extranjeras, 2011).

En pocas palabras, un taller comprende una alternativa educativa en el escenario que implementa el aprendizaje autónomo; donde el asesor solamente puede apoyar al aprendiente cuando este tenga alguna duda, o se le oriente respecto a su aprendizaje autónomo sobre el nuevo conocimiento que está construyendo. Dicho de otro modo, el taller busca generar estudio independiente bajo las características de autoaprendizaje, independencia y responsabilidad.

Recuerda que puedes seguirnos en facebook:

Déjanos tu comentario:

Su dirección de correo electrónico no será publicado.

*

Sé el primero en comentar

sertikex-servicios-informáticos www.serviciosinformaticos.cl